LAS RAZONES POR QUÉ BENDECIR A ISRAEL


Porque es la voluntad de Dios.He aquí, 
yo haré de Jerusalén una copa de vértigo para todos los pueblos de 
alrededor,.. Y sucederá aquel día que haré de Jerusalén una piedra 
pesada para todos los pueblos; todos los que la levanten serán 
severamente desgarrados. Y contra ella se congregarán todas las naciones
 de la tierra.
"He aquí, yo haré de Jerusalén una copa de vértigo para todos los pueblos de alrededor,.."(Zac.12:2)

Judios ortodoxos en el muro, que es lo unico que queda del templo destruido en el año 70.
Los argumentos / La explicación
La Biblia cuenta la historia del pueblo judio, desde su nacimiento hasta el fin de los tiempos. Los judios descienden del hijo de Abraham, Isaac con quien Dios hizó un pacto, y del hijo de Isaac, Jacob, a quien Dios más tarde le dió nombre de Israel, y de sus 12 hijos en realidad vienen las 12 tribus de los judios.
Dios dijó ya a Abraham:
"Bendeciré a los que te bendigan,y al que te maldiga, maldeciré. Y en ti serán benditas todas las familias de la tierra." (Gn.12:3)
El fin de la oración hace referencia al Mesías, quien levantaria de sus descendientes. El hijo que Abraham tenia con la esclava de su esposa, Ismael (de quien descienden los arabes) está fuera de cuestión, porque Dios dice a Abraham "porque en Isaac te será llamada descendencia" (Gn.21:12)
Dios aseguró todavia para Isaac:
"Reside en esta tierra y yo estaré contigo y te bendeciré, porque a ti y a tu descendencia daré todas estas tierras, y confirmaré contigo el juramento que juré a tu padre Abraham. Y multiplicaré tu descendencia como las estrellas del cielo, y daré a tu descendencia todas estas tierras; y en tu simiente serán bendecidas todas las naciones de la tierra."(Gn.26:3-4)
Isaac tenia gemelos Esau y Jacob, pero de ellos solamente Jacob (cuyo nombre Dios cambia Israel) recibe esta bendición:
"Sírvante pueblos, Y naciones se inclinen a ti; Sé señor de tus hermanos, Y se inclinen ante ti los hijos de tu madre. Malditos los que te maldijeren, Y benditos los que te bendijeren." (Gn.27.29)
En vez Esau, cuyo nombre será más tarde cambiado a Edom, de quien segun la palabra arriba dice; tendria que inclinarse ante Israel, recibe de Isaac esta maldición: "Entonces Isaac su padre habló y le dijo: He aquí, será tu habitación en grosuras de la tierra, Y del rocío de los cielos de arriba; Y por tu espada vivirás, y a tu hermano servirás; Y sucederá cuando te fortalezcas, Que descargarás su yugo de tu cerviz."(Gn.27:39-40) Los palestinos de hoy en día se dice que son descendientes de Esau.
Dios dice a Jacob (=Israel):
"Y he aquí, el SEÑOR estaba sobre ella, y dijo: Yo soy el SEÑOR, el Dios de tu padre Abraham y el Dios de Isaac. La tierra en la que estás acostado te la daré a ti y a tu descendencia.
También tu descendencia será como el polvo de la tierra, y te extenderás hacia el occidente y hacia el oriente, hacia el norte y hacia el sur; y en ti y en tu simiente serán bendecidas todas las familias de la tierra.
He aquí, yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que vayas y te haré volver a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he prometido." (Gn.28:13-15)
Esta promesa pertenece a los 12 hijos de Israel y sus descendientes, quienes son los judios.
Estas en tu simiente serán bendecidas todas las familias de la tierra, y muchas otras profecias de Dios se cumplieron cuando de la tribu de Juda nació el prometido Mesías, el ungido de Jehová, Yeshua (Jesucristo) (mira la lista de las profecias) quien quita el pecado del mundo.

Dios, Padre, Todopoderoso eligió esta nación, el pueblo de Israel, los descendientes de Abraham, Isaac y Jacob, a manifestar Su plan de salvación. Ellos son y quedan elegidos de Dios y sin el pueblo judio su plan de salvación no va a cumplirse.

Las Escrituras de la Biblia anuncian, que despues de la destrucción de Jerusalén (70 dC) judios se dispersan a todo el mundo, pero también que Dios los va a reunir más tarde en Israel desde los cuatro confines del mundo. Despues de esto El los va a renovar espiritualmente, porque en su propio país van a tener un corazón nuevo y espíritu nuevo (Ez. 36:26,27). En este país propio también van a confesar; que el Señor será a ellos por Dios y ellos le serán por pueblo (Jer. 31:33).
Vivimos ahora en la fase, donde ya parcialmente han vuelto a su país prometido, pero Dios por alguna razón les ha dado "UN ESPIRITU DE ESTUPOR, OJOS CON QUE NO VEN Y OIDOS CON QUE NO OYEN, HASTA EL DIA DE HOY""(Ro.11:8).
Van a tener que sufrir todavia mucho por sus delitos (1/3 parte va a morir, mira Zac.13:8-9), y su endurecimiento durará hasta que "haya entrado la plenitud de los gentiles; 26y así, todo Israel será salvo; tal como está escrito:
EL LIBERTADOR VENDRA DE SION; APARTARA LA IMPIEDAD DE JACOB.
27Y ESTE ES MI PACTO CON ELLOS, CUANDO YO QUITE SUS PECADOS.

28En cuanto al evangelio, son enemigos por causa de vosotros; pero en cuanto a la elección de Dios, son amados por causa de los padres; 29porque los dones y el llamamiento de Dios son irrevocables." (Ro.11:26-29)
Ademas Pablo dice: "Y si su (=judios) transgresión es riqueza para el mundo, y su fracaso es riqueza para los gentiles, ¡cuánto más será su plenitud! Porque si el excluirlos a ellos es la reconciliación del mundo, ¿qué será su admisión, sino vida de entre los muertos?" (Ro. 11:12,15).
Por eso nosotros los cristianos tenemos que orar por el pueblo judio, porque su conversión será gran bendición para toda la humanidad. Significa la venida del tiempo de regreso de Yeshua, la resurrección de los muertos y de vida eterna. ¿No quieres esto?
Jerusalén es ciudad que Dios ha elegido, la ciudad santa de los judios y de los cristianos, desde donde el Señor Jesús va a reinar al mundo durante el reino de 1000 años.
La Palabra de Dios dice:
"Orad por la paz de Jerusalén: Sean prosperados los que te aman." (Sal. 122:6)
La Biblia nos exhorta a orar por la paz de Jerusalén, porque Jerusalén es el centro de la herencia espiritual de Israel.

Jesús el Nazareno es Mesías y El va a volver pronto para juzgar a las personas segun en lo que han creido, y enteras naciones van a ser bendecidas o maldecidas y juzgadas segun como han tratado al pueblo elegido de Dios:
1Porque he aquí que en aquellos días y en aquel tiempo, cuando yo restaure el bienestar de Judá y Jerusalén,
2reuniré a todas las naciones, y las haré bajar al valle de Josafat. Y allí entraré en juicio con ellas a favor de mi pueblo y mi heredad, Israel, a quien ellas esparcieron entre las naciones, y repartieron mi tierra.
3También echaron suertes sobre mi pueblo, cambiaron un niño por una ramera, y vendieron una niña por vino para poder beber.
4Además, ¿qué tenéis que ver conmigo, Tiro, Sidón y todas las regiones de Filistea? ¿Os queréis vengar de mí? Si de esta manera os vengáis de mí, bien pronto haré volver vuestra venganza sobre vuestra cabeza.
5Por cuanto habéis tomado mi plata y mi oro, y os habéis llevado mis valiosos tesoros a vuestros templos,
6y habéis vendido los hijos de Judá y Jerusalén a los griegos para alejarlos de su territorio,
7he aquí, yo los levantaré del lugar donde los vendisteis, y devolveré vuestra venganza sobre vuestra cabeza.
8También venderé vuestros hijos y vuestras hijas a los hijos de Judá, y ellos los venderán a los sabeos, a una nación lejana--porque el SEÑOR lo ha dicho.
9Proclamad esto entre las naciones: Preparaos para la guerra, despertad a los valientes; acérquense, suban todos los soldados.
10Forjad espadas de vuestras rejas de arado y lanzas de vuestras podaderas; diga el débil: Fuerte soy.
11Apresuraos y venid, naciones todas de alrededor, y reuníos allí. Haz descender, oh SEÑOR, a tus valientes.
12Despiértense y suban las naciones al valle de Josafat, porque allí me sentaré a juzgar a todas las naciones de alrededor.
13Meted la hoz, que la mies está madura; venid, pisad, que el lagar está lleno; las tinajas rebosan, porque grande es su maldad.
14Multitudes, multitudes en el valle de la decisión. Porque cerca está el día del SEÑOR en el valle de la decisión.
15El sol y la luna se oscurecen, y las estrellas pierden su resplandor.
16El SEÑOR ruge desde Sion y desde Jerusalén da su voz, y tiemblan los cielos y la tierra. Pero el SEÑOR es refugio para su pueblo y fortaleza para los hijos de Israel.
17Entonces sabréis que yo soy el SEÑOR vuestro Dios, que habito en Sion, mi santo monte. Y Jerusalén será santa, y los extranjeros no pasarán más por ella.
18Y sucederá que en aquel día los montes destilarán vino dulce, las colinas manarán leche, y por todos los arroyos de Judá correrán las aguas; brotará un manantial de la casa del SEÑOR y regará el valle de Sitim.
19Egipto será una desolación, y Edom será un desierto desolado, por la violencia hecha a los hijos de Judá, en cuya tierra han derramado sangre inocente.
20Pero Judá será habitada para siempre, y Jerusalén por todas las generaciones.
21Y yo vengaré su sangre, que aún no he vengado, pues el SEÑOR habita en Sion." (Joel 3)
ESTO ES UNA SERIA ADVERTENCIA PARA TI, QUERIDO LECTOR:
Poniendose en contra del Hijo de Dios Jesucristo, y en el conflicto actual de Oriente Medio de lado de los palestinos/arabes, la persona se pone contra Dios, consigue una maldición sobre él mismo y va a ser condenado.
¡Elige vida! Humillate delante de tu Creador, Dios Todopoderoso ahora, El te ama con el amor eterno y quiere darte como un regalo gratis la vida eterna, si recibes a Jesús en tu corazón y Le dejas lavar tus pecados y renovarte.

EL RESUMEN FINAL
Si creemos en el Dios de la Biblia, no podemos aceptar el pecado, si es hecho por un judio, musulman, o quienquiera, pero nuestro trabajo no es juzgar a nadie, Dios lo hace. Pero podemos bendecir tanto al pueblo judio como a los pueblos arabes y a todos, y si nuestra fe es verdadera, somos obligados a hecerlo:
"bendecid a los que os maldicen; orad por los que os vituperan." (Lc.6:28)

"Bendecid a los que os persiguen; bendecid, y no maldigáis." (Ro.12:14)

"No devolviendo mal por mal, o insulto por insulto, sino más bien bendiciendo, porque fuisteis llamados con el propósito de heredar bendición." (1.P.3:9)
La actual reunión del pueblo judio en Israel y el nacimiento del estado de Israel son cumplimientos de las profecias de la Biblia. Mira LISTA DE LAS PROFECIAS
"Restauraré el bienestar de mi pueblo Israel, y ellos reedificarán las ciudades asoladas y habitarán en ellas ; también plantarán viñas y beberán su vino, y cultivarán huertos y comerán sus frutos. Los plantaré en su tierra, y no serán arrancados jamás de la tierra que les he dado --dice el SEÑOR tu Dios."(Amos 9:14-15)
Dios todavia va a humillar a Israel, y despues de esto Jesucristo el Mesías vuelve para el eterno trono de David y gobernara desde Jerusalén a todo el mundo con justicia y paz. Dios eligió Israel para ser un instrumento y alcanzar al mundo con Su amor, Palabra y plan de salvación.

¿Quieres tú tener parte en los planes de Dios, o pelear contra ellos para tu propia destrucción? Dejame sugerirte: ¡Bendigamos a Israel, bendigamos a judios, deseemos paz para Jerusalén!
Share:

Juan 6: 68-69

Juan 6: 68-69