UNA LLUVIA DE FUEGO SOBRE EL SOL (Video




)
Un «almohadón» de gas en el sol, MÁS SEÑALES EN EL SOL (Lucas 21:25,26), ALERTÁNDONOS QUE SUCEDERÁ PRÓXIMAMENTE: La palabra de Dios describe claramente estos eventos así en Apocalipsis 6:12-17 en la gran explosión Solar (El sol se pondrá TODO negro como tela de cilicio). Miré cuando abrió el sexto sello, y he aquí hubo un gran terremoto; y el sol se puso negro como tela de cilicio, y la luna se volvió toda como sangre; y las estrellas del cielo cayeron SOBRE LA TIERRA, como la higuera deja caer sus higos cuando es sacudida por un fuerte viento. Y el cielo se desvaneció como un pergamino que se enrolla (La onda de la explosión y sus efectos antes de su impacto a la tierra); y todo monte y toda isla se removió de su lugar. Y los reyes de la tierra, y los grandes, los ricos, los capitanes, los poderosos, y todo siervo y todo libre, se escondieron en las cuevas y entre las peñas de los montes (Los refugios=Bunkers para sobrevivir); y decían a los montes y a las peñas: Caed sobre nosotros, y escondednos del rostro de aquel que está sentado sobre el trono, y de la ira del Cordero; porque el gran día de su ira ha llegado; ¿y quién podrá sostenerse en pie?. Es tiempo de buscar a JESÚS ahora y declárelo su Señor y Salvador personal ANTES QUE SEA DEMASIADO TARDE y lo viva en carne propia esta tragedia global que se avecina. Los fariseos dijeron: Maestro, reprende a tus discípulos. Pero Jesús les contestó: Les digo que si estos se callan, las PIEDRAS gritarán, clamarán. Hoy ya las piedras están GRITANDO Y ALERTANDO, hablando en lugar de los discípulos de CRISTO, de su iglesia, porque muchos son los que DUERMEN y son TIBIOS, no tienen un compromiso de OBEDECER de llevar el evangelio Y ALERTAR, HABLAR A TIEMPO Y FUERA DE TIEMPO a todo el mundo, a toda criatura, de los eventos catastróficos que vienen a la tierra, recuerde: No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos. Iglesia: ¡Despierta tú que duermes!. El Arrebatamiento se acerca, es tiempo de prepararnos en SANTIDAD y EVANGELIZANDO, sin la cual NADIE lo verá, JESÚS VIENE PRONTO.
..Mateo 10:33, Hebreos 12:14, Apocalipsis 6:12-17, Lucas 19:39,40, 21:25,26, Mateo 10:33 y Hebreos 12:14



Nuevas maravillas nos llegan desde el nuevoObservatorio de Dinámica Solar (SDO, por sus siglas en inglés). Mil millones de toneladas de plasma son violentamente arrojados al espacio por nuestra estrella particular en una de las mayoreseyecciones de masa coronal de los últimos años. Y las cámaras del SDO nos permiten ahora, en este vídeo grabado el pasado 19 de abril, contemplar cómo los residuos de esa titánica explosión vuelven a caer sobre la superficie del Sol en forma de una auténtica y gigantesca lluvia de fuego.
"Los fotogramas no sólo son espectaculares, sino que además podrían ayudar a resolver un antiguo misterio de la física solar", asegura Lika Guhathakurta, de las Oficinas Centrales de la NASA. Se trata, sin duda, de las mejores imágenes que existen hasta el momento de esta clase de fenómenos.
La película muestra lo que sucede en un espacio de cuatro horas sobre una superficie de más de 100.000 km de espacio lineal. Toda la Tierra cabría con holgura entre las serpentinas de ardiente plasma que se muestran en el vídeo, y aún sobraría espacio. A pesar de que los astrónomos han presenciado ya en otras ocasiones erupciones como ésta, nunca lo habían hecho con tanto detalle.
Un «almohadón» de gasKarel Schrijver, del Laboratorio Solar y de Astrofísica Lockheed Martin, la empresa que dirige estas observaciones, asegura que su parte favorita es la lluvia coronal. "Se ven glóbulos de plasma cayendo hacia la superficie del Sol, formando salpicaduras brillantes cuando caen", explica. "Este es un fenómeno que yo he estado estudiando durante años".
Lo que resulta sorprendente de estas imágenes no es el hecho de que el plasma vuelva a caer en el Sol, algo completamente lógico si se tiene en cuenta su enorme gravedad. Lo que hasta ahora ha resultado incomprensible es la razón por la que cae tan despacio, como flotando, cuando debería precipitarse a plomo atraída por el enorme campo gravitatorio solar.
Las imágenes de la SDO desvelan el misterio: "La lluvia parece ser levantada por un 'almohadón' de gas caliente", dice Schrijver. "Los observatorios que usamos antes no pudieron verlo, pero allí está".

Share:

Juan 6: 68-69

Juan 6: 68-69