Se convierte al islam y degüella a sus padres

 JESÚS ENSEÑÓ UN PRINCIPIO POR EL CUAL DEBERÍAMOS PASAR TODO ESTO TIPO DE FENÓMENOS EXTRAÑOS: "EL QUE NO ESTÁ CONMIGO, CONTRA MÍ ESTÁ Y LO QUE NO ES DE DIOS, ES DEL DEMONIO". SI EL TORAH, EL ANTIGUO TESTAMENTO, EL NUEVO TESTAMENTO, Y JESÚS FUERON LOS ENVIADOS DE DIOS... ¿DE QUIÉN SON ENVIADOS EL CORÁN Y MAHOMA? ESPECIALMENTE A LA LUZ DEL HECHO DE QUE TODO LO QUE DICEN EL CORÁN Y MAHOMA CONTRADICEN LO QUE DICE EL TORÁ, LA LEY, EL ANTIGUO TESTAMENTO Y LO QUE ENSEÑÓ JESÚS... ¿ACASO NO VIENEN DEL DIABLO? NO CREO QUE SEA UNA CONCLUSIÓN DESCABELLADA, YA QUE ESTOS ASUNTOS O SON PROCEDENTES DEL DIOS DE LA BIBLIA O DEL "DIOS DE ESTE MUNDO"... QUE TODOS SABEMOS QUIÉN ES
 
En Chiapas, Gilberto García Chávez, de 43 años de edad, degolló a sus padres porque “se lo ordenó Alá”.
Noemí Chávez García y Aurelio Jacinto Vargas viajaron a *San Cristóbal (Chiapas) para visitar a su hijo, Gilberto García, y entregarle una ayuda económica. Pero Gilberto, una vez que tuvo a los ancianos a buen recaudo, se dispuso a obedecer el mandato que había recibido de Alá: sacrificar a sus padres infieles. Primero,  le rebanó el pescuezo a su padrastro; luego, persiguió a su madre, que había emprendido una desesperada huida por las calles de la población, hasta darle alcance y degollarla. Acto seguido arrastró el cadáver y lo depositó junto al cuerpo ensangrentado del anciano, momento en que intentó decapitar  ambos cadáveres. Junto a Noemí y Aurelio fue hallado por la Policía un Corán, testigo mudo de la fechoría y origen de los desvaríos de su dueño, un parricida convertido a una fe de sangre y muerte.

Gilberto siempre tuvo sus facultades mentales perturbadas, pero sólo se originó en su mente enferma la ocurrencia de seccionar los cuellos de sus padres después de asimilar algunas suras del Corán: “¡Creyentes! No toméis como amigos a vuestros padres ni a vuestros hermanos si prefieren la incredulidad a la fe. Quienes de vosotros les consideren amigos, ésos son impíos”(9:23) “Si preferís a vuestros padres, hijos varones, esposas o hermanos…esperad a que venga Alá con Su orden. Alá no dirige al pueblo perverso”. (9:24) “A quienes no crean en Nuestros signos los arrojaremos a un Fuego. Siempre que se les consuma la piel, se la repondremos, para que gusten del castigo. Alá es poderoso, sabio” (4:56)


Por el momento, se desconoce si el islam perturba a los humanos…o si los humanos perturbados son proclives a la aceptación de las enseñanzas de Mahoma. En todo caso, la casuística de conversos entontecidos es abundosa. Sirva de ejemplo el escalofriante suceso en tuvo como protagonista a Joshua, un joven norteamericano de 22 años, que intentó asesinar a su señora madre a causa de unas pitanzas de cerdo.
Un converso al islam amenaza de muerte a su madre porque le sirvió carne de cerdo para cenar
El extraño suceso, que tuvo lugar la semana pasada en una localidad de Pensilvania, se originó cuando la señora Sherry Coffey preparó para su hijo, Joshua Lee Coffey , una cena con viandas porcinas.
Joshua, un joven de 22 años convertido a la fe de Mahoma, sufrió un soponcio cuando vio sobre la mesa de la cocina un plato que contenía pitanzas elaboradas con carne de marrano. Y creyendo que con tal condumio, preparado con amor por su madre, se le quería “envenenar”, encaminó contrariado sus pasos hacia el dormitorio materno, donde halló a su progenitora en compañía de su novio, Mark Blair, en animada conversación y yantando un típico papeo del país.
Allí, blandiendo un aparatoso cuchillo, espetó el converso con grandes aspavientos que el guarro, según afirmaciones del Enviado de Alá, es un animal impuro cuya carne contamina al creyente que la ingiere; luego, después de esputar maldiciones, se abalanzó sobre la persona del amante pasmado al que  puso el arma blanca que portaba en el gaznate, al tiempo que  profería irreproducibles dicterios. Mientras tanto, Sherry, como buenamente pudo, salió del lugar de autos por la ventana, trepó hasta el terrado y, desde un emplazamiento tan inusual, llamó con el móvil a los agentes de la autoridad.
La policía pensilvánica detuvo al recién mahometizado; le puso las esposas, aunque mejor habría sido vestirlo con una camisa de fuerza, y lo trasladó a dependencias policiales. El juez que conoce del asunto ha impuesto a Joshua una fianza de 5.000 dólares,  suma que no podrá abonar ni con la asistencia del “Profeta” (que las bendiciones de Alá desciendan sobre él)
*”Misioneros” españoles, durante la década de los 80, convirtieron al islam a numerosos indígenas de Chiapas.
Share:

Juan 6: 68-69

Juan 6: 68-69