Hezbolá tiene misiles cada vez más sofisticados


El secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert Gates (izq.) 
con su homólogo israelí, Ehud Barak
Barak aseguró que Siria "respalda a Hezbolá de una manera dañina".
El secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert Gates, acusó este martes a Siria e Irán de suministrar al grupo islámico libanés Hezbolá armas cada vez más sofisticadas.
En una rueda de prensa conjunta celebrada en Washington con su homólogo israelí, Ehud Barak, Gates aseguró que "Siria e Irán están proveyendo a Hezbolá cohetes y misiles con una capacidad cada vez mayor".
"Hemos llegado a un punto en estos momentos en el que Hezbolá tiene muchos más cohetes y misiles que la mayoría de los gobiernos en el mundo, y eso es obviamente desestabilizador para toda la región y por eso lo vigilamos muy cuidadosamente", indicó el secretario de Defensa estadounidense.
Hemos llegado a un punto en estos momentos en el que Hezbolá tiene muchos más cohetes y misiles que la mayoría de los gobiernos en el mundo
Robert Gates, secretario de Defensa de EE.UU.
Barak, por su parte, aseguró que Siria "respalda a Hezbolá de una manera dañina" y le suministra armas y sistemas "que pueden cambiar o interrumpir el equilibrio tan delicado que hay en Líbano".
"Esos sistemas armamentísticos que trastocan el equilibrio (...) son considerados una amenaza para la estabilidad de la región", recalcó el ministro de Defensa israelí.
Según explicó la corresponsal de la BBC en Washington Kim Ghattas, ésta es la primera vez que un alto funcionario de la Casa Blanca habla en público sobre el hecho de que Hezbolá está recibiendo armamento cada vez más sofisticado.
En cualquier caso, señaló Ghattas, el secretario de Defensa de EE.UU. no confirmó que Damasco le haya entregado al grupo islámico libanés misiles balísticos Scud, como denunció recientemente el presidente de Israel, Simon Peres.

Pretexto

Saad Hariri
El primer ministro libanés aseguró que parece que Israel está buscando un "pretexto" para realizar un ataque.
Siria ha negado categóricamente estas acusaciones.
Mientras, el primer ministro libanés, Saad Hariri, aseguró hace unos días que parece que Israel está buscando un "pretexto" para realizar un ataque militar.
Hezbolá libró un conflicto armado de 34 días con Israel en 2006, durante el cual murieron más de 1.200 libaneses, en su mayoría civiles. Unos 160 israelíes, casi todos soldados, también perdieron la vida.
La resolución 1701 de Naciones Unidas, que puso fin al conflicto, incluyó un embargo de armas contra Beirut, con la excepción de transferencias autorizadas por el gobierno libanés o por Naciones Unidas.
En su comparecencia conjunta de este martes, Gates y Barak también hablaron del programa nuclear iraní y de las sanciones que prepara la comunidad internacional contra Teherán.
Barak señaló que los esfuerzos de Irán de convertirse en un estado nuclear "son un gran desafío no solamente para Israel sino para cualquier concepto del orden mundial".
"Si se les permite convertirse en (un país con armamento) nuclear será el fin de cualquier régimen de no proliferación. Podría cambiar el panorama no solamente en Oriente Medio", agregó.
Share:

Juan 6: 68-69

Juan 6: 68-69